domingo, 18 de abril de 2010

El túnel

Dame paz y te haré un hogar en la gruta,
un territorio de sonámbulos
al que arribar los días de más frío.
Un rincón que se inicie en las tinieblas,
como el salón de esas mujeres
que se extirpan los ojos a cambio de una voz.
Si me arrancas el nombre, seré ciega,
creceré hasta el eclipse
y allí donde los otros ven espejos
yo inventaré una vida sin balcones,
un refugio de bruma,
un túnel que nos libre de la luz.
Serán nuestros la noche y sus enigmas.
Me haré de sombra y cuevay al fin tendrás el cuerpo oscuro que demandas.

10 comentarios:

Luna dijo...

Carmen, este poema es otro de esos que me mueven de pies a cabeza.
Hay mucho detràs de las palabras, y el final...esa oscuridad que veo como luz interna.. en fin es difìcil -a veces o siempre- transmitir lo que a uno le dice un texto, me encantò, un abrazo, Luna.-

Enfero Carulo dijo...

Muy desgarrado poema, Carmen.
Te posicionas al otro lado del abismo y eso siempre es apasionante.

Un besazo

Marian Raméntol Serratosa dijo...

Otra de tus certeras maravillas, tus poemas caen y se aposentan en el estómago, Carmen, siempre han tenido el poder que quedarse ahí, como rocas, sobre los labios.

Besos
Marian

Antonio Misas dijo...

Hola Carmen,

Me ha gustado mucho este poema, tiene unas imágenes muy buenas, utilizas un lenguaje que me gusta y al empezar a leer me ha parecido que me transportaba a un futuro extraño.
Me quedo en tu blog.
Gracias y saludos

Carmen dijo...

Me alegra que te gustara, Luna... y que me lo cuentes aquí, en mi casa.

Abrazo grande

Carmen dijo...

Lo mío no son las medias tintas, Alicia... Me encanta que vengas, lo sabes. Besote.

Carmen dijo...

Me gustan las rocas y me gusta el estómago, Marian, mucho más que las flores o el alma... Gracias por seguir viniendo.

Besote.

Carmen dijo...

Gracias, Antonio. Me di una vuelta por el tuyo y me pareció muy interesante. Si me das permiso te agrego.

Saludos.

Alondra dijo...

Hermoso conjunto de palabras, ante ti sólo soy otra amateur...
A tus pies
Alondra

Carmen dijo...

Todos somos amateurs, Alondra y pobre y del que crea otra cosa, jeje.. Gracias por venir.