martes, 2 de febrero de 2010

Amo a Clint Eastwood


¿Será porque siempre me hace llorar?

6 comentarios:

Enfero Carulo dijo...

Es que tiene todas las facetas de un HOMBRE (sí, sí, con mayúsculas).
Como actor empezó destruyendo el mito del hombre duro con sus spaguettis y no sólo eso sino actuando bien en muchos más papeles y con mucha versatilidad.
Como director no tiene precio. Cada proyecto que toca lo inunda de "charme" y de calidad ¡cómo no te vas a enamorar!
Pero... ¡yo lo vi antes! jajajajaajaa

;-)

Carmen dijo...

Yo le amo sobre todo como director... pero no te preocupes, le compartimos,jajaja, no me voy a pelear contigo por un hombre ni aunque sea Clint Eastwood...

Besoteeeeeee

Desconcierto dijo...

mmmmmm
no me gustó el final de 'Gran Torino' ... demasiadas balas en su pecho....

un abrazo y un beso

p.d. también, en mi lista de actores favoritos...y una frase suya:

"No hay betún suficiente para oscurecer mi pelo, ni lija tan potente como para suavizar todas mis arrugas"

lino dijo...

Como actor aporta un punto de ironía, de descreimiento, que suaviza el carácter de esos tipos duros que encarna. Les humaniza.

Como director me gusta más cuando nos acerca a la épica colectiva o individual, con todo el sufrimiento contenido de sus personajes como en Cazador blanco, corazón negro o Cartas desde Iwo Jima, Bird -me gusta el jazz-, Mystic River que...cuando se pone "tierno" como en Los Puentes de Madison, El Gran Torino, Million Dollar Baby...en que siempre me parece que pone en juego tanta sensibilidad que se le desborda...aunque a mí tb me hace llorar.
Por lo demás siempre me cayó bien y recomiendo su documental sobre el blues "Piano Blues" de una serie de documentales sobre el blues creada por Scorsese. Lo acabo de mirar y es del año 2005.

Carmen dijo...

Hola Antonio,

A mí me gusta más como director que como actor, le he visto casi todo y me gusta porque creo que casi todas sus historias en el fondo cuentan lo mismo. Da igual que sean del espacio, de boxeo, de amor... siempre les da una segunda oportunidad a los vencidos, a los que parecen perdedores. Yo, en fin, le perdono hasta el exceso de tiros...

Besote.

Carmen dijo...

Gracias por la recomendación, Lino, porque ese documental no lo he visto. A mí me gusta como director más que como actor, ya se lo decía a Antonio... Y no le critico ni siquiera cuando se pone tierno porque me gusta esa segunda oportunidad que sus historias ofrecen a los personajes. En eso me recuerda mucho a las novelas de Auster, en fin... Gracias. Veré el documental.